PediodonciaLa periodoncia se encarga de tratar las enfermedades de los tejidos que rodean y sujetan los dientes, habitualmente causadas por acumulación de sarro y placa bacteriana. La periodoncia se ocupa por tanto de evitar la pérdida de estos tejidos de soporte dentario y de recuperarlos, siempre que sea posible.

Las enfermedades periodontales más comunes son la gingivitis (inflamación de la encía) y la periodontitis. Dichas afecciones causan inflamación en los tejidos y pueden llegar a comportar la pérdida de éstos, así como la pérdida de los dientes.

Si te sangran las encías, atención: puede ser la primera señal de que sufres una gingivitis, que es el paso previo a la periodontitis, enfermedad más severa, pues significa que ya ha empezado la pérdida de la encía y del hueso que soporta el diente. Es importante tener en cuenta que el hueso que se pierde durante una periodontitis no suele recuperarse, y por eso es tan importante realizar un diagnóstico y tratamiento a tiempo.

Si crees que puedes estar sufriendo un problema de encías, haz caso a las señales de alarma y no esperes a que sea demasiado tarde: un tratamiento periodontal te ayudará a mantener una boca sana, evitar la pérdida de dientes, de hueso y de tejidos.